GALLICIDA

LA AMBICIÓN

12 Feb 14 - 11:54

                                    

Otrora ausente de la cosmogonía cotidiana/
ni el mezcal de tus mejillas,
ni el ignoto lunar de tus sibilinas caderas me corrompe
¡qué mentira!

Siempre quise ser ebanista de tus curvas,
pero la inmersión en tu cálido loto de fuego
fue burbuja psicotrópica.

Como una zarina con arte equilibrista
paseaste por esta huella de zinc sobre el tejado de la vida/
aunque el álgido momento
fue desnudarte con mis ojos sibaritas
de fresas rojas en almíbar,
sobre pueriles algodones cuyo clímax,
endulzado en colapsos,
orgasmos y blasfemias, de colchón sin herraduras,
de muñecas con esposas, de epidermis lujuriosa sin vergüenza,
de espasmo y mordisco en la trastienda.

¡Vaya crueldad y que ambición de mercader fenicio,
aquel sueño de tenerte toda y solo mía!

Anonymous

Cristinella

18 Nov 2015 - 09:16 pm

Bueno, aquí vengo a decirte que este poema, a diferencia del resto (ya lo siento, no es que escribas mal, sino que tienes un punto muy autodestructivo, pesimista y quizá un poco morboso y masoca) me encanta, es precioso.

PD: Tenía que decirlo.

Agregar un comentario

Tu nombre

Tu dirección de correo (no se mostrará)

Mensaje *

© 2018 GALLICIDA